La pobreza y las inequidades de género repercuten en el acceso a la educación de las niñas.

Compartir:
  • Categoría: Género
  • Fecha: 20 de Noviembre de 2019

En el Día Universal de la infancia, desde InteRed, queremos crear conciencia sobre la situación de las niñas en todo el mundo y reconocer sus derechos en educación: 36 millones de niñas quedan aún sin escolarizar; y el acceso a la educación de calidad es decisivo para superar la pobreza y avanzar hacia una mayor igualdad de oportunidades.

La población no escolarizada viene siendo desproporcionadamente femenina (32 millones de niñas y 21 millones de niños). Las niñas quedan excluidas de su derecho de acceso a la educación, especialmente de familias empobrecidas y de zonas rurales donde los roles asignados al género marcan la brecha de la escolarización debido a que son las niñas y las adolescentes las que llevan la carga de las tareas domésticas

La vulnerabilidad de las niñas se ve reflejada en estereotipos de sexo (excluidas por ser niñas); en sociedades patriarcales, primando la educación de los niños sobre las niñas en la familia (sociedades que infravaloran a las niñas), en minorías o etnias determinadas, comunidades rurales y alejadas de las escuelas. Situaciones todas ellas que supone para millones de niñas no tener acceso a la educación o estar pocos años escolarizadas.

En los últimos 10 años ha aumentado la escolarización de las niñas, pero su abandono del sistema educativo es muy alto, debido en parte a los roles culturales y sexuales asignados a ellas que repercuten en el rendimiento escolar y abandono. El género como factor de exclusión queda de manifiesto en los datos de permanencia en la escuela que continúan mostrando diferencias entre hombres y mujeres. Para alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible es decisivo mejorar los indicadores específicos sobre las niñas y comprender cuáles son los problemas que les impiden progresar.

Otros datos a tener en cuenta:

  • 420 millones de niños y niñas viven hoy en zonas de conflicto.
  • Cada día 34.500 niñas son forzadas a casarse.
  • Más de un tercio de las personas en extrema pobreza son menores de 13 años y en los países de bajos ingresos, la mitad de todas y todos los niños viven en extrema pobreza, con menos de 1.25 dólares al día.

Se cumplen 30 años de la Convención sobre los Derechos del Niño y de la Niña de Naciones Unidas. Un tratado que obliga a los Estados al cumplimiento de sus derechos y que ha transformado las vidas de niños y niñas de todo el mundo, pero que todavía queda por mejorar y avanzar… Por eso, estos niños y niñas de Perú tienen un mensaje que ofrecerte: tienen claro sus derechos y por eso los reivindican... 
 

 

La educación es un derecho, pero no es una realidad para demasiadas mujeres y niñas. La discriminación es, con frecuencia, la causa de esta situación. Por ello, debemos luchar contra el tratamiento desigual e injusto que reciben”.

Ban Ki- moon, Secretario General de las Naciones Unidas.